Cómo funciona el cloud computing

Los avances tecnológicos de las últimas décadas han hecho evolucionar el mundo empresarial a pasos agigantados. El cloud computing ha contribuido de forma significativa a ello al ofrecer la posibilidad de gestionar datos de forma remota. En Einatec estamos especializados en servicios en la nube, entre otros, así que vamos a explicarte cómo funciona el cloud computing y cuáles son sus ventajas para que tomes la mejor decisión para tu empresa.

¿Qué es el cloud computing?

El cloud computing es un servicio de tecnología y negocios que permite que el usuario pueda acceder a una amplia variedad de funcionalidades, software y aplicaciones para gestionar sus datos o los de su empresa de forma más eficiente, almacenando su información en servidores remotos en vez de hacerlo en un equipo local.

Para hacerlo más sencillo vamos a poner un ejemplo, piensa en un servicio como Gmail. Puedes tener acceso a él desde cualquier dispositivo sin necesidad de descargarlo en tu ordenador, tablet o móvil ni preocuparte por la capacidad de almacenamiento de tu equipo. Todo se procesa, se gestiona, se actualiza y se guarda en la nube a través de Internet.

Así pues, como la información no está asociada a un hardware o infraestructura local, el usuario tiene acceso a sus datos desde cualquier lugar. Esto tiene un impacto directo en diferentes aspectos como movilidad, ahorro de energía, reducción de costes o seguridad.

Por lo que respecto al plano empresarial, contar con servicios de cloud computing permite contratar paquetes a medida que pueden ir expandiéndose a la par que crece el negocio. Esto evita gastos innecesarios en software y equipos y, por lo tanto, una de sus principales ventajas es que reduce los costes de la compañía.

¿Cómo funciona el cloud computing?

Antes de explicar cómo funciona la nube es importante conocer dos términos esenciales: frontend y backend.

  • El frontend (capa de presentación de los datos) es la interfaz que ve el usuario e incluye tanto su equipo o su red local como la aplicación que necesita para tener acceso a la nube. Esta aplicación puede ser un navegador de Internet o una aplicación diseñada con los mismos fines.
  • El backend (capa de acceso a los datos) es donde se ubican todos los servidores, sistemas de almacenamiento y ordenadores que crean la nube.

Un servidor central es el responsable de gestionar las demandas que hace el usuario desde el frontend hacia la nube a través de un software llamado middleware, que es el que permite que los ordenadores de red puedan comunicarse entre ellos sin inconvenientes.

Para evitar la pérdida de información en caso de que uno de los ordenadores de red falle, se realizan copias en varios lugares de tal manera que siempre se pueda tener acceso a una copia de la información. Toda lo que se almacena en la nube está cifrado, brindando seguridad e impidiendo la acción de hackers.

cloud computing como funciona

Migra tu empresa a la nube

Cuando realizas una migración de la información de tu empresa a la nube no solo estás reduciendo costes para tu compañía en términos de inversión en infraestructura de IT, sino que además estás mejorando la gestión de los datos para tu equipo de empleados y colaboradores.

Al no depender de ordenadores locales que guarden la información, tus datos empresariales estarán disponibles en tiempo real desde cualquier lugar con conexión a Internet. Esto tiene una serie de ventajas en la gestión de las comunicaciones y el tiempo de los empleados que se traducen en una mayor productividad.

Aunque es sencillo de entender cómo funciona el cloud computing, puede ser difícil saber cuál de todos los planes de servicio es el mejor para tus necesidades empresariales. En Einatec te ayudamos a analizar la mejor opción para tu negocio, hacemos la migración y nos ocupamos de los aspectos técnicos.

Nuestra metodología consiste en hacer un análisis general para poder diseñar un servicio a medida para tu empresa, hacer la migración y luego pasar a la fase de implementación del servicio de cloud computing y brindar la monitorización y soporte respectivo.

Ni tú ni los empleados de tu empresa necesitaréis formación adicional para usar el servicio y tampoco se requiere tanto mantenimiento con respecto a lo que implica hacerlo con una red de ordenadores locales. Migrar tu empresa a la nube significa una evolución en términos tecnológicos que tendrá un retorno en múltiples áreas de tu negocio. ¿Te hemos convencido? Pues ahora que ya sabes cómo funciona el cloud computing, ¡no esperes más e impleméntalo en tu compañía!