Tipos de copias de seguridad para empresas

Las empresas generan cada día una gran cantidad de contenido y tenerlo a buen recaudo es necesario para garantizar que, si pasa cualquier cosa, el funcionamiento de la compañía continúe siendo el adecuado. Si estás tratando de averiguar cuáles son los tipos de copias de seguridad para empresas que hay y cómo elegir el que más conviene en cada caso, no busques más, en Einatec te vamos a ayudar.

Los backup pueden ser de tres tipos: incrementales, diferenciales o completos.  Vamos a verlos detenidamente uno por uno para poder entenderlos en profundidad.

Estos son los tres tipos de copias de seguridad para empresas

  • Backup o copia de seguridad completa: es la más simple de todas y consiste en guardar cada día absolutamente toda la información que se ha generado dentro de una marca. Aunque así se garantiza que siempre se va a tener los datos actualizados y se va a poder restaurar la última versión de los mismos, el problema que plantea es el tiempo que se necesita para hacer la copia o el espacio que se requiere para guardarla. Esta versión es también conocida por su nombre en inglés full copy. 
  • Backup o copia de seguridad incremental: se hace una copia completa y en los días posteriores se guarda solo la información que ha sido modificada desde esta última copia. La principales ventajas son que no se requiere mucho tiempo para hacerla y que no ocupa mucho espacio; sin embargo, el proceso de recuperación de la información es más costoso.
  • Backup o copia de seguridad diferencial: es similar a la copia incremental. No obstante, la diferencia radica en que, en lugar de hacer una copia desde los últimos cambios, la copia diferencial guarda solo la información que ha sido modificada desde la última full copy. Por ejemplo, si hacemos una copia de seguridad completa el lunes, el martes se guardará lo que se ha modificado respecto al lunes, el miércoles lo que se ha guardado respecto al lunes… y así hasta que se vuelva a hacer otra copia completa. Su principal beneficio es el poco tiempo y espacio que se necesita para guardar el contenido y el principal inconveniente es que, si pasa mucho tiempo entre full copy full copy, se puede perder información lo cual no nos conviene en absoluto.

¿Cómo elegir entre un tipo de copia u otro?

Según el tipo de empresa las necesidades serán unas u otras. Por ejemplo, si es una pequeña o mediana empresa, las copias de seguridad completas pueden ser muy útiles porque no se necesitará mucho tiempo y espacio para hacerlas y absolutamente toda la información estará siempre a salvo.

En el caso de ser una empresa que hace copia todos los días, la full copy semanal más una copia integral diaria puede ser una buena opción porque no se va a necesitar mucho tiempo o espacio y la información estará segura. El problema radica en que puede perderse alguna actualización y en que recuperar la misma será más lento porque habrá que acudir a diferentes copias.

Por último, en algunos casos lo más recomendable será una copia completa semanal y una diferencial diaria. Los datos estarán protegidos y restaurarlos será rápido; no obstante, el coste de almacenamiento será un poco mayor.

Así pues, estos los tres principales tipos de copias de seguridad para empresas que hay, pero no son los únicos. Si quieres recurrir a este tipo de servicios y estás buscando la ayuda de profesionales en la materia, acude a Einatec. Nuestro equipo te dirá qué es lo que más te conviene. ¡Seguro que no te arrepientes!

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar